SONY 18-135mm: Historia de una Desilusión

El caso es que necesitaba un objetivo de focal variable para dejar mi 7RII en casa y llevar conmigo la Sony 6500 a un viaje que tengo previsto realizar en breve. De poco me iba a servir dejar en casa la 7RII si le calzaba un objetivo descomunal a la 6500. Así pues, me decanté por ese nuevo 18-135mm de Sony que, al fin, se acordaba de los objetivos APS dedicados y fabricaba uno de rango focal suficiente y, sobre todo, un peso y volumen contenido y llevadero, Menuda alegría me llevé al descubrirlo. De modo que me lié la manta a la cabeza y me lo compré. ¡Para qué lo haría, XD!.

Al desembalarlo no me defraudó: discreto, ligero, manejable; con un interruptor dedicado en la montura del objetivo para alternar entre Foco Manual y Automático...

¡Pues, nada, a probarlo se ha dicho!.

Después de una sesión de fotos callejeras con él, montado sobre la Sony 6500, una vez en casa, me dispuse a visionar los resultados, aunque debo reconocer que ya en plena sesión comencé a preocuparme por algunas cosas que me empeñé en atribuir a lo poco luminoso y bastante mediocre LCD de la cámara (es uno de los puntos débles de la 6500, en mi opinión), Una vez en Lightroom, pude constatar que no era cuestión de una inadecuada previsualización de las fotos en la pantallita de la cámara; ¡en absoluto! Más hubiera querido yo. Resulta que este objetivo ofrece unos resultados pobres, pero pobres de solemnidad. El aspecto de sus imágenes es suave, muy suave, amén de plano y con aspecto de fotografía vista en un periódico, con ese aspecto un poco sucio, esa trama de celulosa del soporte del papel prensa... Es decir, poca nitidez, poca "alegría", o "punch", como dicen algunos; un aspecto gris y desvahido que no me gustaba absolutamente NADA.

Pero si ahí terminaran mis penas...

Pues no, había algo más, algo que me negaba a aceptar en una lente de este precio y fabricada por Sony que, además, está bastante bien considerada en algunas "reviews"... (?) Resulta que su enfoque es incierto y poco fiable. Hasta ahí podíamos llegar. A pesar de tener buen pulso y disfrutar del privilegio de la doble estabilización que le confería a la lente su propio estabilizador óptico, más el de la cámara (la 6500 ya lleva estabilizador interno), me aseguré muy mucho de respetar escrupulosamente la regla conocida de no disparar a una velocidad de obturación inferior a la máxima focal del objetivo. Teniendo en cuenta que ésta focal es de 135mm y calculando su equivalencia en 35mm, ya sabía que es como si tuviera un tele de 202, 203 mms aproximadamente. Nunca bajé de 1/250, aunque normalmente disparé a 1/320, incluso sin utilizar la focal más larga, A pesar de ello, el enfoque del objetivo me jugó más de una pifia. Y digo "el enfoque del objetivo", porque, hasta la fecha, esto no me ha ocurrido con ninguna de las otras lentes que manejo: la 24-70mm serieG de Sony, y el 35mm f.2.8 y 50mm f,1,4 de Samyang; o sea, no se trataba de la cámara.

Menuda desilusión!! Probé dos días más, pero nada. Terminé devolviendo el objetivo. Mi gozo en un pozo.

Aquí os dejo unos ejemplos de lo que he comentado:

Como veréis, no sólo he utilizado velocidades de obturación suficientes, sino que además, he procurado utilizar diafragmas no comprometidos o extremos; incluso en la foto de la pareja y la niña he utilizado f.5.6, o sea lo que denominamos el punto "dulce" de los objetivos APSC para esta cámara.

Juzgad por vosotros mismos.

Óptica defectuosa...? Hummmm. Me temo que este cristal no da mucho más de sí.

Las fotografías 1 y 2 son la misma, la segunda ampliada para que podáis apreciar en detalle, el "no detalle" de esta óptica. Las fotografías del grupo de chicas son tres intentos: sólo tuve éxito al tirar en 35mm; el resto desenfocadas. La de las casas con el puente al fondo es que no tiene desperdicio, también a 135mm. La del chico paseando al perro... pues eso... O sea que hay error de foco y, en ocasiones, también de estabilizador, sospecho.

Os recomiendo ampliar la página (click botón derecho sobre la imagen: abrir imagen en una pestaña nueva) para poder apreciar los datos técnicos de la toma: velocidad de obturación, diafragma, sensibilidad (todas a 100ISO), en la parte derecha superior e inferior de la interfaz de Lightroom.

Javier Rey, 7 de Junio de 2018.